web analytics

YO SOY TU DIOS

_Oye, pueblo mío, y hablaré; escucha, Israel, y testificaré contra ti:Yo soy Dios, el Dios tuyo. Salmos 50:7_

Hay muchas voces. Todas pretenden tener la verdad. No es políticamentecorrecto creer que hay una sola verdad. El relativismo dio origen alpluralismo. Todos quieren ser oídos. Desde el punto de vista bíblico,las personas necesitan ser escuchadas y respetadas.

Dios le dio a cada uno el derecho de escoger su camino, ateniéndose alas consecuencias de su elección. Ni el mismo Creador obliga a lacriatura a aceptar algo que ella no quiere.

Al pueblo de Israel, Dios le dijo: “Os he puesto delante la vida y lamuerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida, para quevivas tú y tu descendencia” Deuteronomio 30:19

En el salmo de hoy Dios pide que lo escuchemos. El ser humano parecedispuesto a escuchar cualquier voz, menos la de Dios. Crea sus propiasteorías, establece sus criterios, define sus valores, determina qué esmoral o inmoral. Se zambulle en sus filosofías existencialistas, en surazonamiento humanista y, haciendo uso de la libertad que Dios le dio,niega, inclusive, a su Creador.

Pero Dios dice: “Oye, pueblo mío, y hablaré; escucha, Israel”. ¿Porqué desea Dios ser oído? ¿Por qué llama la atención de la gente? “Yosoy Dios, el Dios tuyo”, dice Él. ¿Necesita, acaso, la obediencia desus hijos para continuar siendo Dios? ¿Se alimenta de la actitudservil de sus criaturas? ¡Claro que no! Llama la atención de los hijosporque desea verlos felices. Conoce el fin desde el principio; sabe,mejor que nadie, qué es lo que está bien y qué es lo que está mal;conoce el camino que conduce a la vida o a la muerte. Él es Dios.

El ser humano crea una infinidad de pequeños dioses: ideas,filosofías, objetos. Prefiere oir a esos dioses fabricados. Alhacerlo, sigue sus propias inclinaciones. Pero Dios nos recuerda: “Yosoy Dios, el Dios tuyo”. Tú puedes decir: “Sí, Señor, te acepto” opuedes también seguir andando en tus caminos y escogiendo tus propiasveredas.

¿De qué tamaño es tu dios? Eso va a determinar tu actitud ante losproblemas de la vida. Un dios pequeño puede funcionar cuando todo vabien, pero cuando la tormenta llegue, ¿qué “energía” será capaz delibrarte de la angustia? Por eso, hoy, escucha al Señor diciendo:“Oye, pueblo mío, y hablaré; escucha, Israel, ytestificaré contra ti:Yo soy Dios, el Dios tuyo”.

Preferencias de Privacidad
When you visit our website, it may store information through your browser from specific services, usually in form of cookies. Here you can change your privacy preferences. Please note that blocking some types of cookies may impact your experience on our website and the services we offer.