web analytics

¡TORRE FUERTE!

_Torre fuerte es el nombre de Dios; a él correrá el justo, y será levantado. Proverbios 18:10_

Conocí a Mauro cuando estaba en la segunda fase de su vida. En la primera había sido un hombre injusto. Vivía al margen de la ley, rodeado de enemigos y protegido por un equipo de hombres de seguridad. Sabía que en cualquier momento lo podían matar. No podía dormir tranquilo, aunque sabía que sus guardaespaldas vigilaban la casa de día y de noche. Temía inclusive que uno de ellos pudiese ser contratado por los enemigos para acabar con su vida.

Un día se encontró con Dios. Su vida fue transformada completamente. El encuentro con Cristo no es apenas un cambio. Es una implosión del edificio viejo para construir uno nuevo. Fue lo que paso con Mauro. Dio una media vuelta completa. Comenzó a andar en sentido contrario al que había vivido. Honestidad, verdad, amor, sentimiento que antes no conocía, aparecieron en su vida.

Cuando lo conocí, ya habían pasado algunos años desde su nuevo nacimiento en Cristo. Era un hombre amado y admirado en la ciudad. Siempre estaba listo para extender la mano a quien necesitara de él. Ya no tenía guardaespaldas visibles. ¡Mi protección hoy es Jesús!, me dijo un día.

El versículo de hoy afirma eso. ¡Torre fuerte es el nombre de Dios!. El peligro de esta declaración es caer en el misticismo. Creer que repetir el nombre de Jesús tiene algún poder inherente para proteger de los peligros. La realidad es más profunda y abarcante que eso. El nombre de Jesús es su carácter. En los tiempos bíblicos se ponía el nombre por los rasgos característicos de la persona.

Apoderarse del nombre del Señor, es apoderarse de su carácter. Cuando el carácter de Jesús se esté reflejando en tu vida, entonces tú estarás seguro. Pasarás a ser un nuevo hombre. Justo, compasivo, sabio, prudente, perdonador y misericordioso. Estarás seguro.

La mejor protección de Dios para ti no es una malla de acero invisible para que nada te alcance. Es ayudarte a ser prudente para no correr peligro inútilmente. Fue lo que paso con Mauro.

Sal hoy sin miedo. Si, a pesar de andar con prudencia, alguien te quiere herir, la mano de Dios obrará milagrosamente en tu favor. Recuerda que ¡Torre fuerte es el nombre de Dios; a él correrá el justo, y será levantado!.

Preferencias de Privacidad
When you visit our website, it may store information through your browser from specific services, usually in form of cookies. Here you can change your privacy preferences. Please note that blocking some types of cookies may impact your experience on our website and the services we offer.